4 consejos para organizar un brunch con éxito

4 consejos para organizar un brunch con éxito

Si quieres celebrar una ocasión especial con tu familia o amigos, o simplemente disfrutar de un momento romántico con tu pareja, no hay mejor idea que organizar un brunch. El brunch, contracción de las palabras breakfast (desayuno) y lunch (almuerzo), es la combinación ideal de platos dulces y salados. Mezcla y combina varias recetas para crear sencillos menús de brunch y aprende a preparar un bufé que tus invitados estarán encantados de disfrutar. Las recetas suelen ser rápidas y fáciles, e incluso pueden prepararse con la familia y los niños para disfrutar de un momento compartido antes y durante el brunch.

Organizar un brunch puede ser divertido, pero es mejor prepararse bien para no olvidar nada. Aquí tienes algunos consejos y trucos para organizar un brunch delicioso con éxito.

Índice


    1. ¿Con ocasión de qué organizas tu brunch?

    Hay que pensar en el motivo por el que organizas el brunch. ¿Estás celebrando una ocasión especial, como la gender reveal de tu bebé, tu boda, tu cumpleaños, tu compromiso o la presentación de un libro? ¿O te apetece un brunch divertido un domingo por la mañana con tu pareja?

    Un brunch puede organizarse sin ningún motivo en particular. Nada te impide invitar a tus amigos o familiares a comer y pasar un buen rato. Hay brunch para ocasiones especiales y el brunch por el brunch.

    La ocasión por la que organizas tu brunch determinará la elección del tema y la decoración, por ejemplo. Un brunch suele empezar entre las 10:00h y las 14:00h. El brunch es una de las pocas comidas para las que no existe un horario fijo de servicio. Si has organizado actividades extra entre la comida y las bebidas, puede durar todo el día.

    2. Elabora tu lista de invitados

    Tienes que decidir a cuántas personas quieres invitar y hacer una lista de posibles invitados. Puedes optar por un brunch íntimo, con amigos y familiares, o por un evento más multitudinario, potencialmente abierto al público.

    También tienes que tener en cuenta las restricciones o preferencias dietéticas de tus invitados, ya que afectarán a lo que sirvas en el brunch (vegetarianos, alérgicos…). Como el brunch incluye alimentos salados y dulces, necesitas conocer de antemano estas restricciones.

    3. Elegir la ubicación

    ¿Quieres organizar un brunch en tu casa o en tu terraza? Ten en cuenta el número de invitados que vas a recibir. Si el número de invitados es alto, es mejor optar por un espacio abierto. De esta forma, los invitados podrán moverse.

    Si organizas un evento en un espacio cerrado, lo mejor es limitar la lista de invitados, a menos que dispongas de mucho espacio. Por supuesto, esto dependerá del tiempo y de la temperatura que haga el día escogido. La buena noticia es que se puede organizar un brunch tanto en verano como en invierno.

    4. Lo más importante en un brunch: el menú

    Ahora tienes que decidir qué quieres servir para el brunch. Ofrece a tus invitados una amplia variedad de alimentos entre los que elegir.

    Ofrece un menú dulce y salado, desde gofres y tortitas hasta tostas de aguacate y platos más elaborados, pasando por huevos revueltos, bacon, embutido… Puedes optar por cocinarlo todo tú o recurrir a un servicio de catering, o incluso comprarlo todo en un supermercado. Si cocinas, planifica el menú con antelación y haz una lista de la compra para que no se te olvide nada.

    Como ya hemos dicho, planifica el menú pensando en tus invitados. ¿A qué alimentos tienen alergia? El marisco, los cacahuetes, la lactosa y el trigo son alimentos comunes a los que algunas personas tienen alergia. Además de las alergias alimentarias, otros factores a tener en cuenta son las restricciones dietéticas debidas a creencias morales, religión, cultura y elección personal. Cuando planifiques la comida, ten en cuenta a los vegetarianos o veganos que pueda haber entre tus invitados.

    5 cosas que servir en el brunch

    Tienes que tener en cuenta los siguientes elementos para tu brunch:

    • Las bebidas
      Los cócteles y zumos del brunch tienen que maridar con los platos del brunch. Los favoritos del brunch, como el café, el té, el zumo de naranja, los batidos y las mimosas, son siempre buenos acompañantes de los platos dulces.
    • La fruta
      Toda la fruta fresca es bienvenida en un brunch. Se puede come entera, con mermelada, en macedonia o en brochetas con chocolate, por ejemplo. Kiwi, plátano, manzana, naranja, pomelo, frutos secos, dátiles… ¡Tú eliges!
    • Los huevos
      Los huevos pueden prepararse de muchas maneras y son una excelente fuente de energía. Si quieres impresionar a tus invitados, puedes servir huevos revueltos o huevos Benedict. Estos huevos escalfados se cubren con salsa holandesa, se sirven con jamón cocido o bacon y se colocan sobre un panecillo inglés tostado.
    • El pan
      Lo mejor es ofrecer una variedad de panes, como pan blanco, multicereales, de centeno y de masa madre, para acompañar tus deliciosos brunchs.
    • Los postres
      Postres sencillos y reconfortantes como bizcochos, tortitas, gofres y brownies pondrán el broche final al brunch.

    ¿Necesitas ayuda para organizar tus eventos y actividades con la familia, los amigos o en tu empresa? ¡Weezevent te acompaña con sus soluciones de inscripción online, control de acceso y sus herramientas de marketing y CRM!

    Más información

    Compartir este artículo

    Artículos relacionados

    ¡Tu sucripción a nuestra newsletter se ha registrado correctamente!